Cómo hacer un diagnóstico de la bomba eléctrica de combustible

PRESENTADO POR

Comparte:


Como mecánico seguramente conocerás que la función de la bomba de combustible es suministrar la presión necesaria para el buen funcionamiento del motor, desde el tanque hasta los inyectores. Ésta se encuentra sumergida en el interior del tanque y en cuanto recibe corriente eléctrica, suministra el combustible a una presión que depende del tipo del vehículo.

Pues bien, existen algunas circunstancias en las que algunos mecánicos optan por reemplazar innecesariamente la bomba de combustible. Pero no en todos los casos se encuentra la avería en esta pieza, por lo que a veces se realizan trabajos totalmente innecesarios. Por esta cuestión hay que tener en cuenta algunos detalles para poder realizar una sencilla prueba de caída de tensión para comprobar los circuitos que son responsables de la activación de la bomba.

En primer lugar, antes de realizar un diagnóstico apresurado del problema, es necesario verificar que haya combustible en el depósito del vehículo. Esto es importante porque las bombas de combustible eléctrico necesitan originar presión alta para permitir que los inyectores puedan producir una pulverización suficiente de combustible. Cuando esto no sucede, se puede causar la interrupción de su correcto funcionamiento.

Otros factores que pueden producir que la bomba se detenga son el filtro, el sensor de nivel de combustible y, en algunos casos, el regulador de presión. En muchas de estas configuraciones, la señal producida por el sensor de posición del cigüeñal y que es controlado por el ECM, afectará a la bomba si el motor se apaga o se atasca.





También una caída de presión de combustible puede ser causada por un filtro obstruido. En este caso, un filtro sucio puede exigir a la bomba a realizar un trabajo extra para empujar el combustible, lo que derivaría en una falla.

La pérdida o reducción drástica de la presión del aceite del motor también puede traducirse en inconvenientes, como por ejemplo el corte de la bomba de combustible. Por otro lado, un regulador de presión de combustible defectuoso, que generalmente ocurre cuando la señal del sensor de presión de aceite indica que es insuficiente, también podría ocasionar problemas.

En algunos vehículos existe el llamado “interruptor de inercia”, un dispositivo que apaga la bomba de combustible al detectar un impacto en la parte trasera. Al pulsar el botón de reinicio del interruptor se reactiva el circuito de la bomba, pero es importante mencionarlo ya que este comportamiento de seguridad podría confundirse con un daño.





Es importante que siempre chequees el depósito de combustible, que la bomba no esté suelta, que no falten piezas o estén oxidadas. También deberás revisar los sistemas antirrobos defectuoso que pueden matar la señal a la bomba o estén mal instalados. Por último, no olvides verificar que el interruptor de encendido no se encuentre defectuoso o incorrectamente programado en el sistema de encendido remoto del arranque.

Por supuesto, contar con repuestos de calidad evita que las piezas fallen y sobre todo alargan la vida útil del motor. Nuestra recomendación es visitar Mansuera en Ecuador, expertos en repuestos de calidad, todos con garantía.

Comparte:


Te va a gustar


Video

Toyota Prius 4G

Otras Noticias